Como prevenir el ciberbullying

como prevenir el ciberbullying
mSpy-logo
Mejor aplicación espía - mSpy
Nuestra elección es una aplicación económica con gran funcionalidad.

Internet es un lugar muy interesante porque nos permite ampliar nuestros horizontes y descubrir nuevos productos, servicios, lugares, series, películas y mucho, mucho más. Además, también ayuda a las personas a interactuar a pesar de vivir en lugares muy alejados y conocer nuevas personas.

Sin embargo, esto conlleva un riesgo, sobre todo para los niños y adolescentes que están comenzando sus andanzas en el mundo de Internet. La facilidad de ser anónimos en la red crea diversos problemas de ciberacoso e intercambio de contenido sexual, o “sexting”, sin tener en cuenta los peligros que esto conlleva.

Si tú como padre estás preocupado por estos conceptos y quieres saber cómo prevenir el ciberacoso y el sexting, en este artículo te contamos cuáles son las mejores formas de prevención del ciberacoso y el sexting con facilidad para proteger a tus hijos.

¿Qué es el ciberacoso y por qué está a la orden del día?

Aunque hace unos años era una palabra muy desconocida, ahora casi todo el mundo sabe en qué consiste el ciberacoso. De hecho, se ha convertido en una forma muy común de acoso escolar, adaptado a tiempos modernos con el auge de las redes sociales y los teléfonos inteligentes.

Internet permite que muchas personas creen perfiles en diferentes redes sociales, engañando a las plataformas con su nombre, edad e incluso foto. De esta manera, muchos niños y adolescentes pueden acudir a las redes sociales sin ningún tipo de filtro y dejarse llevar por la presión de grupo y otros comportamientos tóxicos para atacar a una víctima de ciberacoso.

Para que te hagas una idea, algunas de las estadísticas sobre el ciberacoso son las siguientes:

  • El 45% de los niños admiten que han sufrido ciberacoso en Internet.
  • Más del 40% de los niños dicen haberse convertido en la víctima favorita de muchos acosadores en Internet.
  • El 70% de los niños admiten haber sido testigos de ciberacoso.
  • El 50% de los niños afirman tener miedo a sus acosadores en línea.
  • El 92% de los ciberataques se llevan a cabo mediante conversaciones y comentarios en diferentes redes sociales.
  • Las víctimas de ciberacoso son de 3 a 9 veces más propensas a considerar el suicidio como una opción válida para terminar con el sufrimiento.
  • Sólo 2 de cada 10 víctimas de ciberacoso se lo cuentan a sus padres, profesores o tutores.

Así que te recomendamos hablar con tus hijos si sospechas que puedan estar siendo víctimas de ciberacoso, además de concienciarles sobre la importancia de hacer un uso responsable de Internet y las redes sociales.

¿Qué es el sexting?

El sexting también es una forma de ciberacoso. Normalmente las víctimas suelen ser mujeres, pero cualquiera puede caer en las garras de esta técnica de acoso tan deleznable.

Con tanta información en línea, muchos adolescentes comienzan a investigar su sexualidad antes de tiempo. Si no reciben una educación sexual completa y muy clara, es posible que la curiosidad les pueda e investiguen por sí mismos hasta acabar por derroteros nada recomendables, como el sexting.

El sexting ocurre cuando una persona envía una fotografía de contenido sexual a otra, ya sean amigos, pareja o alguien con quien estén tonteando. Sin embargo, no suelen medir las consecuencias que eso puede acarrear en un futuro, pues confían en la persona que recibe las fotografías sin pensar que podría compartirlas con terceros y, así, violar la intimidad de quien se ha hecho la foto.

Además, en las redes sociales es mucho más fácil toparse con una persona peligrosa, sea joven o adulta, ya que Internet facilita mucho la creación de cuentas falsas y existen ladrones de identidad que se crean perfiles falsos para contactar a personas jóvenes y acosarlas sexualmente. De hecho, algunas de estas personas aprovechan el sexting para chantajear a sus víctimas, consiguiendo incluso información sobre cuentas bancarias a cambio de no compartir sus fotografías.

El sexting puede tener un gravísimo impacto en la vida de una persona, por lo que es muy importante que tus hijos conozcan los riesgos de compartir fotografías subidas de tono. Ojo: no hay que echarles la culpa de haberse hecho una fotografía de contenido sexual y haberla compartido con alguien de confianza, ya que la culpa no es de la víctima, sino del agresor. Pero sí conviene dejarles en claro cuáles son los posibles riesgos de compartir ese tipo de imágenes sin pensárselo dos veces.

¿Cómo prevenir el ciberacoso y el sexting?

Lo más importante si quieres saber cómo prevenir el ciberacoso es tener en cuenta que hay que comunicarse abiertamente con los niños, haciéndoles ver lo que supone Internet y cómo es un mundo lleno de buenas experiencias, pero con el que hay que tener cuidado.

La mejor manera de ayudar a tus hijos en temas relacionados con el ciberacoso es hablar con ellos. Infórmate, investiga y habla con ellos con paciencia y cercanía, explicándoles qué es el ciberacoso y qué hay que hacer si se padece o se es testigo, porque lo peor que se puede hacer en estos casos es no hacer nada. Debes hacerles comprender que tienen que informar en seguida a los profesores o padres si sufren ciberacoso o ven que alguien está siendo víctima del mismo.

Puedes apelar a los héroes de los jóvenes para que escojan un modelo al que seguir e imitar. Desde personajes de ficción hasta personas reales como artistas, deportistas e incluso superhéroes, estas personas tienden a condenar el ciberacoso y a concienciar sobre ello, por lo que es una buena idea investigar sobre los héroes y heroínas de tus hijos para que su mensaje pueda llegar más fácilmente a ellos.

De hecho, algunas de estas personalidades famosas han sido víctimas de ciberacoso en su juventud o edad adulta. Puedes buscar y compartir sus experiencias con tus hijos, para que comprendan que cualquier persona puede ser víctima de ciberacoso, que no es algo de lo que avergonzarse, que el acoso en línea es condenable y hay que alzar la voz.

Lo mismo ocurre con el sexting: hay que dejar de tratar el sexo como un tema tabú y hablar de forma clara y concisa sobre el sexo con los hijos. No deben avergonzarse de los cambios de su cuerpo, de su orientación sexual ni de lo que es un proceso natural en su vida. Además, hay que hacerles comprender que no se pueden compartir imágenes de alto contenido sexual a la ligera y que, si por alguna razón han sido víctimas de ciberacoso por una imagen sexual, no son culpables; el culpable es quien viola la confianza y comparte esas imágenes, y no tu hijo o hija por haberse hecho esa foto.

mSpy, la mejor medida de prevención contra el ciberacoso y el sexting

Lo mejor que puedes hacer para prevenir el ciberacoso y el sexting es monitorear la actividad de tus hijos en línea. El ciberacoso suele dejar huellas y existen aplicaciones para detectarlas fácil y sigilosamente, como mSpy.

mSpy es una aplicación de monitoreo para padres que puedes instalar tanto en Android como en iPhone. Gracias a esta app, podrás vigilar la actividad de tus hijos en las redes sociales, incluyendo Facebook e Instagram. Podrás ver sus mensajes de texto incluso si han sido borrados, así como los registros de llamadas y, en general, su comportamiento online.

Con mSpy también puedes bloquear y controlar la actividad del teléfono de tu hijo de forma remota a través de un ordenador o un smartphone para salvaguardarle de posibles peligros en la red.

¿Cómo prevenir el ciberacoso y el sexting con mSpy?

MSpy es un software espía que te da acceso a casi todos los datos y funciones del móvil de tu hijo gracias a un panel de control al que sólo tú tienes acceso. En este panel de control podrás realizar diferentes tareas, como, por ejemplo:

  • Leer mensajes de WhatsApp, incluyendo imágenes, audios, vídeos e historial de llamadas.
  • Rastrear la ubicación GPS del móvil y ver la ubicación por horas.
  • Recibir avisos si el dispositivo sale de un radio geocercado o geopermitido.
  • Leer mensajes de texto.
  • Tener acceso al historial web del teléfono móvil.
  • Acceder a cuentas de Facebook o Snapchat, entre otras.
  • Bloquear aplicaciones.
  • Acceder al calendario.
  • Escuchar llamadas telefónicas.
  • Ver los archivos multimedia del dispositivo.

mSpy recopila la información desde el teléfono de tu hijo y la envía a tu cuenta a través de Internet. Esta aplicación se ha convertido en la estrella de las aplicaciones de control parental desde su nacimiento en 2010, siendo totalmente segura y legal.

Puedes descargar mSpy y comprobar que funciona a la perfección. Para hacerlo funcionar, sólo tienes que seguir estos pasos:

  • Crear una cuenta: crea una cuenta de mSpy.
  • Descargar mSpy: puedes descargar mSpy apk para instalarla directamente en el teléfono móvil de tu hijo. No importa el tipo de móvil que tenga, ya que puedes descargar mSpy gratis en Android y descargar mSpy gratis en iPhone.
  • Instalar mSpy: instala mSpy en el teléfono móvil de tu hijo. La aplicación será invisible en el móvil a controlar.
  • Entrar en el panel de control: ya puedes acceder al panel de control de mSpy y monitorear la actividad del móvil de tu hijo.

Antes de instalar mSpy, debes tener en cuenta que el proceso de instalación varía si el teléfono móvil tiene Android o iOS, pero sí o sí debes tener acceso físico al dispositivo donde vayas a instalar mSpy. La instalación dura entre 5 y 10 minutos y se hace de forma remota.

También te recomendamos desactivar el antivirus antes de instalar descargar mSpy e instalarlo porque así te aseguras de que el software funciona correctamente y el dispositivo no lo rechaza. mSpy no recopilará tus datos ni nada parecido, es totalmente seguro; simplemente, los antivirus tienden a rechazar todo software sospechoso que se les cruce.

Como ves, mSpy es sencillo, intuitivo y muy útil para la seguridad de tus hijos. Puedes descargar mSpy gratis en Android y iPhone de forma segura, y apostar por la tranquilidad de saber que tus hijos están monitoreados y seguros en todo momento.

Deja un comentario:

Your email address will not be published. Required fields are marked *